FANDOM


Tácticas

Según Hobson (Maritimer Imperialismus p. 159) a fines de los 1880 como subproducto del trabajo de las Torpedobande de Tirpitz se había formado la Geschwadertaktik. Tirpitz joven (70's, p. 160) Der Zweck einer Seeschlacht is nicht Gewinn von Terrain, sondern Vernichtung des Gegners (vuelve a escribirlo en 1877). Pero en 1891 reconoce que el fin de la batalla es lograr el dominio del mar.

A mediados de los 80 triunfan en Francia las ideas de la Jeune École, compartidas por almirantazgo alemán y Reichstag, sobre la eficacia de las torpederas (y por tanto de las armadas de pequeños países). 1884 Caprivi encarga a Tirpitz estudiar las tácticas de torpedos, 1886 lo nombra inspector (hasta 1889 cuando pasa a mandar el SMS Würtemberg): organizó las torpederas en flotillas y divisiones. Cuando vuelve en 1892 como Chef des Stabes im Oberkommando trae su método: Dienstschrift IX (1894), doctrina sobre ofensiva estratégica y programa de construcciones (Tirpitz se inclina más por la ofensiva estratégica que por la táctica de batalla).

Según Bird, p. 30, con Hipper de jefe de los barcos de exploración (y Raeder jefe de su estado mayor) se utilizaban dos tácticas: battle cruiser charge (que al parecer erróneamente cree traducir de Ran an den Feind), como forma de cubrir la retirada de la flota principal, y battle cruiser breakthrough, que consiste en introducirse en la escuadra enemiga para evaluar su fuerza y tamaño.

Hipper había apoyado las tesis de enviar cruceros a la guerra del comercio en el Atlántico expuesta por uno de sus capitanes (Max Hahn), que es lo que hará Raeder con el Plan Z (Bird, 35), que prevé una flota compuesta de task forces. Coincide con Wegener en comprender que la estrategia inglesa de evitar la lucha y su posición deben ser atacadas, y señala como principales mares el Atlántico Sur e Índico. Hipper copiando lo hecho por los ingleses fue también partidario de un flying squadron de cruceros y BB rápidos para evitar que el enemigo escapara, idea que copiará Raeder con el battle Group para comercio Atlántico. Hipper contemplaba refuerzo de U-Boote pero no los veía como panacea, pues se verían anulados por contramedidas y velocidad. Frente a Tirpitz, no quería igualdad numérica sino superior cualidad.

A pesar de que Wegener acusaba a Raeder de boicot, sus ideas circularon desde verano 1915: no atacarán el Golfo de Heligoland porque no amenaza a sus comunicaciones. La flota de nada sirve sin buena posición geográfica y para amenazar a los ingleses hay que salir al Atlántico, a los franceses en sus puertos y a los portugueses en las Azores: la decisión de la guerra está en el mar.

Plan de Scheer en los últimos meses de la guerra para construir 450 submarinos: los U-Boote aún nos pueden salvar, la armada no necesita armisticios. Al suspenderse el 21 de octubre de 1918 la guerra submarina irrestricta, Scheer dice que la armada ha recuperado su libertad y que puede planear un ataque a Flandes y el Támesis: subestima la baja moral marinera. Las referencias de Hipper a salvar el honor como fundamento de futuro con un combate que deje a UK en segunda posición tras USA, se repiten en lo dicho por Raeder al comienzo de la SGM.

3.2.37 Discurso de Raeder ante Hitler sobre Gesamtkrieg, guerra de naciones que vencerá quien tenga materias primas y para ello, necesidad de bases navales (Bird, 101). La batalla por la supremacía naval será en el Atlántico. Los intereses continentales deben supeditarse a la estrategia marítima. No una batalla decisiva estilo Mahan-Tirpitz sino numerosas operaciones de Wirtschaftskrieg - Vielseitigkeit, teatro interconectado, presión estratégica que logrará equilibrio, atacando desde el primer día, obligando al enemigo a ir a la defensiva y de esa forma defendiendo indirectamente el comercio alemán, golpear en el punto más débil para evitar que concentre sus fuerzas, papel decisivo de la armada apoyado por ejército y Luftwaffe; diversiones clásicas como los Dardanelos 1915 o los cruceros alemanes en 1914, pero el ejército solo no puede decidir a causa de líneas Maginot. El BB acorazado sigue siendo el sine qua non del poder naval y la estrategia.

(Bird 104) Agosto 1938, Hellmuth Heye estudio inicial del England Memorandum: sea control sustituido x sea denial: vencer sin batalla decisiva, incluso con flota igual victoria sería imposible: guerra económica y cortar comercio aumenta notablemente probabilidades: solo si cada barco es más rápido y con mejores cañones. No habrá éxitos solo con U-Boote. Flota capaz de salir antes de estallar la guerra y operar independientemente tres meses, creando así dispersión de RNavy y permitiendo nuevas salidas al Atlántico. Es dudoso que se pueda ganar batalla decisiva, pero (Raeder invoca que) queda el principio Tirpitziano de la disuasión: obligará a UK a negociar.

Comité nombrado x Raeder: Acorazados forzarán bloqueo y lucharán contra unidades de la RN en Mar del Norte. En vez de pequeños acorazados que se puedan reemplazar fácilmente, siguiendo opinión de Hitler, construirlos más grandes que el Bismarck: 56.000 tn cañones de 40,6 cm (Adolfkanone).

Raeder pide opinión a Rolf Carls, quien añade que guerra contra UK es guerra contra 2/3 del mundo: entusiasta de la guerra contra líneas Atlánticas, dice que además de Home Fleet que corte líneas atlánticas, hacen falta 4 task forces con un crucero de batalla, uno pesado, un portaaviones, destructores y submarinos para operar independientemente; además hay que conquistar la costa atlántica francesa, Holanda y Dinamarca. 63. NID translation, Carls, “Opinion on the Draft Study of Naval War against England,” September 38, Box T-79, NHC, Washington Navy Yard. At Nuremberg, Raeder implied that this was a warning against war with England, but Carls clearly outlines the conditions under which preparations for war would occur as well as initiatives (occupying Denmark in the event of war with England in 1937 and Norway in September 1939). Dülffer, Hitler und die Marine, 486. Cf. Schreiber, Weltmachstreben, 175–76.

31 octubre 1938 informe final del comité: objetivo provisional de 10 BB, 15 PZS, 5 CPesados, 24 ligeros, 36 pequeños, 8 portaaviones, 249 submarinos amén de barcos de apoyo: posponer los BB hasta 1945. 64 . III. Bauplan (Vorläufiges Endziel), Seekriegsleitung, III, 62–63. Dada la premura x la agresividad de Hitler, eso de posponer los barcos más grandes queda como un empeño de Raeder. En octubre 1938 usa aniversario sus 10 años de jefe se presenta coo iniciador y no mero ejecutor de los planes de Hitler. No pasará lo de 1914, la flota será suficiente, la alianza con Italia y Japón obligará a UK a dispersión. Si Hitler aceptó el 35% es porque Alemania no puede construir más rápido, pero está preparado para abrogar el tratado con UK. El ritmo aumentará en invierno 38-39, construyéndose submarinos y los BB H y J con cañones de 40 cm para guerra oceánica y como principio fundamental el máximo radio de acción. A falta de bases, buques de apoyo. Diques secos para buques de 100.000 tn. Asume responsabilidad instalar motores con turbinas de vapor de alta temperatura y presión en los nuevos BB, CC y DD, lo que reduce autonomía.

Tras Múnich, prioridad de U-Boote, posponer BB y CV para dar prioridad a cruiser warfare. 68 . SKL staff study, 17 November 1938, Deist, “Aufrüstung der Wehrmacht,” DRZ W, I, 470. Cf. Dülffer, Hitler und die Marine, 493, and Raeder, ML, II, 155.

Pero en noviembre (día 1) Hitler rechaza el retraso y quiere los BB para 1944. Descontento con clase Bismarck por pobre armamento y velocidad. Raeder pide ser relevado pero H le promete libertad de acción. 17.1.39 Raeder propone Plan Z (X e Y previos) para 1948. Hitler quiere los 6 BB para 1944. Para tener más medios necesita q Göring acepte y para ello renuncia al arma de aviación naval. El plan solo durará 9 meses y sobre papel, sistema de parada-arranque (a trompicones) sin estrategia ni para estado actual de flota ni para el previsto a largo plazo. Hitler no entendía la guerra comercial, solo se fijaba en flota que fundamentara futuro conflicto con poderes marítimos mundiales cuya premisa era hegemonía terrestre. Complicidad de Raeder: le atraía tener una Weltmachtflotte y construir poderosos BB. La queja de Raeder en septiembre de 1939 refleja su conciencia de fracaso (en ganar tiempo) y presagia la poca influencia que tendría en la conducción de la guerra.

Estrategia de doble polo contra RN: cortar líneas y enfrentamiento. Raeder prevenía éxito estratégico en la guerra económica pero solo táctico en cortar el bloqueo. Febrero-marzo juegos de guerra: incluso con Italia como aliado, las fuerzas disponibles no podrían vencer a UK-F. Solo tras 1943 con nuevos barcos habría oportunidades prometedoras de batalla en Mar del Norte y todos los mares. Para Raeder, cambio estratégico exigía con absoluta prioridad bases atlánticas en F y superar bloqueo en MN. Mayo 1939 edición de Caso Blanco prevé guerra en que posición de Rusia incierta. Asegurar el Báltico y sacar U-Boote y raiders al Atlántico.

Edward Wegener (hijo) critica el Plan Z por defensivo: no es más que cruiser warfare a escala gigante (otros como él critican que no se resuelve cómo tomar el mando de las comunicaciones navales). Herbert Rosinski: el mando se ejercita controlando al enemigo, no meramente con sea-denial strategy fo cruiser warfare. Para él Raeder va de un extremo (Tirpitz y la batalla final) al otro (trade warfare evitando el combate), debería haber disputado el mando del mar. 91 . Rosinski, Naval Thought, 94. Such a strategy, he argues, might have created “considerable disturbance and seriously impede[d]” the Allied command of the sea.

Fuchs apoya uso de BB porque podían estar un año sin bases. Nadie, ni Tirpitz, Raeder, Wegener o Kurt Assmann (Bird 108) resuelve cómo flota débil puede ganar a RN. Para Bird (108) la guerra comercial para presionar a UK a aceptar expansión continental alemana cuadraba con la política inglesa de Hitler: el almirantazgo al estudiar Kreuzerkrieg concluyó que esa guerra podía generar una ventaja estratégica muy superior al tamaño de la flota alemana (sobreestimación según Rosinski 96; ver Maiolo, Royal Navy, p. 63-86). Por eso pidió el tratado el almirantazgo: para orientar las construcciones alemanas en sentido de flota tradicional y construir por su parte algo con que afrontar el comerce raiding. Señal de que el concepto de battle group y raiders especializados del Plan-Z habrían sido más viables de lo que los críticos han creído.

Aunque Raeder y Hitler vieran el BB como símbolo del poder nacional, el apoyo de Hitler no especificaba cómo usarlo, dejó las cuestiones operacionales a Raeder hasta la pérdida del Graf Spee. (Bird 109) pero los planes navales de BB de 100.000 tn y una flota masiva ignorando las dificultades económicas y estratégicas q conllevaba reflejaban al mismo tiempo la fuerza del legado de Tirpitz y la bancarrota del programa político y estratégico de Raeder. Se basaban en futuro distante en que los objetivos de la política exterior ya se hubieran cumplido. En 1939 hubo que improvisar, aun tratando de seguir los principios estratégicos de Raeder. Luego tratarían de echar la culpa a Hitler y otros, como si solo la Armada reconociera el peligro de la guerra contra UK y tomara las medidas adecuadas para guerra contra comunicaciones navales (tal cual lo afirma Ruge en Der Seekrieg, 49. Cierto que H arriesgó una guerra antes de tener flota lista, pero sus errores de cálculo respecto a UK eran los de Raeder (quien lo hizo para no perder puestos en la carrera por los recursos de construcción), él mismo favoreció la falta de coordinación al exigir ser recibido directa y aisladamente, con lo que no pudo ilustrar sobre importancia del mar al ejército (y además sirvió a la política de divide et imperas de H). Solo en abril 1942 pide Raeder una ligazón con Cuartel General para evitar q Kriegsmarine se margine en planificación-decisión. Por una parte H solo dio recursos poco antes de la guerra y x periodo breve, segundo luego dirigió submarinos y flota a objetivos distintos de comercio en apoyo de operaciones bélicas. Hitler más que Raeder comprendió que si bien el futuro de Alemania estaría en el mar, al fallar la creación de un espacio autárquico tras la invasión de la URSS, su destino se decidiría en tierra.